El culendario

Yo me doy a las sorpresas que contienen emoción, en serio aunque a veces lo niegue con tal de hacerme un poco el estrecho…
El caso es que tengo la moto con una leve avería que ahora mismo, sea una tontería o no es algo que ya me cuesta asimilarlo en mis inexistentes bolsillos, sí siempre duele tener que llevar el coche o la moto al taller, verdad?
Bien, el otro día me pongo en marcha para encontrar una solución y en el primer taller de confianza me llevo el primer jarro de agua fría que cuesta 100 eurazos sólamente la pieza de los “cojones” de la moto, sin contar con la mano de obra y bla bla bla…
Me voy con la cabeza agachada y me indigno hacia el otro taller de confianza (será que soy un confiado?) la cuestión es que me repite la misma cantinela con la pieza y el precio a lo que finalizamos la breve charla en el taller con eso de: “llámame y te digo cosas” tras lo cual me entrega su número de teléfono en una tarjeta.
La tomo en mano y observo que es un calendario de este año y mientras el señor del taller me repite la historia de la pieza y no sé qué más porque no le escuchaba (anda que ya me vale) me da por girar el calendario y me encuentro con una señoritinga con las ubres al aire y con cara de: “mirame qué putilla soy“.
Cara de poker nivel Master.
Acaso yo esperaba que me ofreciera un calendario con dos tiernos perretes en una cesta? Era un taller de motos!!
Salgo de allí riendome y prometiendole algo que no iba a hacer porque la verdad, decimos estas cosas aun pudiendo ser sinceros…
Si es que a veces peco de inocente!! XDD

A portarse bien!!!

 

Anuncios

14 comentarios en “El culendario

  1. El de dentro de los talleres tiene que ser un mundo a parte. La última vez que me falló mi super-clío sin dirección asistida, fui al de confianza (por algún motivo siempre hay uno de confianza xD) y tenían calendarios con las citadas señoritingas bien a la vista, oye.

    Un abrazote!

    Me gusta

  2. Yo pensaba que lo de las tías en bolas y tal sólo se limitaba a poner posters por el taller… pero veo que no, también como “tarjeta de visita” jajaja
    Como dice Rober, el mundo de la mecánica es un mundo a parte, quizás deberías hacerte mecánico e investigar que se cuece por ahí mientras autoarreglas tu moto xD

    Me gusta

  3. Jajaja lo curioso sería encontrar un taller en el que no tengan calendarios de tías en bolas a la vista de todo el mundo, pero es que ahora ya hasta como tarjeta de visita… xD
    Besos.

    Me gusta

  4. Rober!
    El mundo misterioso lleno de los talleres que te ofrecen semejantes meretrices fotografiadas para entrar en confianza jajajajaj 😄
    tu super-clio sin D.A. ?? LOL eso deberías contarlo alguna vez 😀
    abrazos!

    Me gusta

  5. Hola Tomate!
    yo creia que eso de los culendarios quedó a final de siglo pasado pero ya veo que algunas tradiciones se mantienen en los talleres a modo de tarjeta de visita ajajja 😄
    Rober ha dicho la gran frase: son un mundo aparte y misterioso 😄

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s